Globedia.com

×
×

Error de autenticación

Ha habido un problema a la hora de conectarse a la red social. Por favor intentalo de nuevo

Si el problema persiste, nos lo puedes decir AQUÍ

×
cross

Suscribete para recibir las noticias más relevantes

×
Recibir alertas

¿Quieres recibir una notificación por email cada vez que Galdo Fonte escriba una noticia?

Quien vota es la cartera

31/08/2012 12:10 0 Comentarios Lectura: ( palabras)

Las verdaderas razones del adelanto electoral son totalmente opuestas a lo que se nos quiere hacer creer

Cuando el Presidente Feijoo decide extinguir la legislatura decretando anticipadamente la convocatoria de los comicios, al ciudadano de a pie no debe pasarle desapercibido que si esta medida se toma ostentando la jefatura de un ejecutivo con respaldo parlamentario en mayoría, tal determinación resulta ser cuando menos un completo contrasentido. Por tanto esta paradoja orienta que todo examen sobre este adelanto electoral será equívoco sino se prescinde de la coherencia, substituyéndola en relevo por el " postulado de Rajoy" como clave analítica. Práctica ya ensayada en las elecciones generales, un calculado sistema sin código de conducta, utilizado por quienes sin reparo, se estilan en la deslealtad y el engaño como sistema de escalada al poder.

Por eso tras la declarada prontitud del plebiscito, tras esa impronta de llevar a los electores a las urnas a toda celeridad, mas que entreverse un ejercicio de grandeza democrática limpio y transparente, tras esa aparente normalidad, se oculta un acto de perversión cuya finalidad no es otra que adelantarse a los acontecimientos, y evitar con ello el desgaste electoral que ocasionaría la prevista oleada de recortes y ajustes. Medidas que ahora atrasarán estratégicamente en evitación de repercusiones negativas hasta que después del escrutinio, superado el engaño, apremiarán tras su puesta en práctica.

Resulta una falacia que Feijoo intente ahora justificar su decisión de anticipar los comicios basándose en aspectos de madurez política, aduciendo su intención de no crear mas inestabilidad, o insinuando sinergias de ahorro por coincidencia con las elecciones vascas. Tales coartadas evidencian que el actual inquilino de Monte Pío, por prorrogar su estancia en el poder, viene dispuesto a incrementar el desprestigio de la clase política al intentar colarle un embolado a la masa electoral a través de una estratagema, que por increíble, delata su total desconsideración y falta de respeto para con los destinatarios.

Las verdaderas razones del adelanto electoral son totalmente opuestas a lo que se nos quiere hacer creer. La clave radica en el binomio que agrupa el descrédito político con la restricción económica, y este ensamble es factor determinante para que actualmente en la decisión del elector se imponga la cartera a la ideología. La desmotivación ideológica si hizo patente en las últimas elecciones generales, y así, cuando las medidas económicas del gobierno socialista achicaron el poder adquisitivo del segmento electoral teóricamente de izquierdas, estos, en mayor cuantía trasegaron su voto hacia el bando conservador, sin que tal determinación, supusiera mutación de ideario alguno por inexistente.

Lo que resulta incuestionable, es deducir que aquel traslado de conveniencia que fuera determinante para garantizar la mayoría absoluta del PP, a tiempo presente por lo frustrante del resultado, se ha convertido un bumerang de alto riesgo cuya ruta de retorno amenaza con pasar factura.

Resulta una falacia que Feijoo intente ahora justificar su decisión de anticipar los comicios basándose en aspectos de madurez política

Pero los conservadores, no solo incumplieron las expectativas de recuperación que prometieron, sino que con su ejercicio de gobierno, se evidenció su posición contraria a las políticas económicas de crecimiento, y su alineamiento incondicional a las recetas neoliberales de austeridad que preconizan los culpables de la crisis sistémica.

Tal circunstancia convierte a los miembros del ejecutivo popular en agentes de los especuladores financieros y recaudadores de una deuda delictiva e ilegítima, siendo la estrategia de periodificación de su cobro el factor determinante del adelanto electoral en el sentido de evitar el desgastes que ocasionaría agotar la legislatura, en razón a la coincidente identidad entre contribuyente y elector.

Por eso para entender la táctica de Feijoo, el votante debe saber que el desmesurado esfuerzo fiscal que viene soportando actualmente; a corto plazo, se verá agravado todavía más como consecuencia de la aplicación de nuevos recortes y la alteración al alza de los valores impositivos vigentes. Y que esas medidas tan solo se aparcan en la temporalidad electoral, para evitar que la cartera del votante se resienta, y así, tras una aparente estabilidad, camuflar los perjuicios de una realidad opuesta, para con ello, no perjudicar sus resultados en las urnas.

Con todo en esta acelerada decisión, hay un anuncio en cubierto que no se puede despistar, tal es que tras los comicios, por acople a las exigencias asumidas en el contexto del rescate, verán rebajadas las percepciones los 700000 pensionistas de la comunidad, como también será un hecho la reducción de del actual plantel de 200000 funcionarios que conforman la administración autonómica, y esas son las dos principales amenazas que intenta ocultar el candidato Feijoo, pues sabe de antemano que su repercusión haría que las carteras apostasen por el vuelco electoral, circunstancia que daría al traste con su continuidad al frente del gobierno gallego.


Sobre esta noticia

Autor:
Galdo Fonte (465 noticias)
Visitas:
18333
Tipo:
Opinión
Licencia:
Distribución gratuita
¿Problemas con esta noticia?
×
Denunciar esta noticia por

Denunciar

Comentarios

Aún no hay comentarios en esta noticia.