Globedia.com

×
×

Error de autenticación

Ha habido un problema a la hora de conectarse a la red social. Por favor intentalo de nuevo

Si el problema persiste, nos lo puedes decir AQUÍ

×
×
Recibir alertas

¿Quieres recibir una notificación por email cada vez que Ivan Betancourt escriba una noticia?

El inminente fin de los cines

7
- +
12/06/2018 11:06 0 Comentarios Lectura: ( palabras)

Con el pasar de los años los cines se han ido quedando atrás, se están quedando obsoletos e innecesarios en relación a sus más fuertes competidores

No es misterio para nadie hoy en día, que el negocio de un cine físico está cada vez más hundido en una carrera bajista. Cada vez es menos la gente que asiste regularmente al cine, salvo por estrenos de gran importancia no es común ver las salas de cines a rebosar de gente. Pero, ¿Por qué pasa esto?

El aumento de la tecnología y el compartir cosas casi instantáneamente dentro de la internet les ha puesto una muy dura competencia a estos recintos. La mayoría de gente prefiere quedarse en la comodidad de su casa para ver una película en sus ahora muy avanzados televisores. La facilidad de comprar y ver películas en línea o incluso peor, descargarlas de manera ilegal, les ha puesto una dura prueba a los cines por mantenerse a flote. Uno de los principales problemas que afrontan es la titánica empresa Netflix, porque es sencillamente impresionante el crecimiento exponencial que ha tenido esta compañía en relación a las demás, cada vez más gente prefiere adquirir este servicio porque podría resultar incluso más barato que salir al cine.

En algunos países, una salida a cine en familia, incluyendo entradas, transporte y obviamente las infaltables golosinas y snacks, es casi acapararle a la cuota anual del servicio de Netflix. Entonces por pura lógica y contabilidad básica, sale mucho más rentable quedarte en tu casa y disfrutar de un amplio catálogo de películas del género que desees.

Netflix

Uno de los principales problemas que se denotan en este mercado es que, para los usuarios de Netflix, es relativamente sencillo adquirir el producto. Hoy en día casi todos, por ni decir todos, poseemos un Smartphone y conexión a internet estable, lo que hace sencillo el ver filmes a través de este y además la facilidad de compartir películas por medio de internet e incluso la capacidad de compartir una cuenta de Netflix incurre que el deseo de ir a cine se reduzca drásticamente. Añadiendo a esto, que no todas las personas tienen la capacidad para ir a cine, no es lógico gastar tanto dinero para ver una sola película, cuando, de manera ilegal, puedes ver cualquiera de estreno solo esperando un par de meses.

El problema de este mercado incluso ha incurrido en la bolsa de valores, solo tenemos que mirar el rotundo fracaso de la antigua empresa Blockbuster, si, esa que de alquileres de cintas de video; cuando llego el internet empezó a caer drásticamente, sobre todo cuando surgieron páginas web que te permitían alquilar y comprar las películas sin tener que salir de tu hogar. Mirando un tema más reciente en acciones, solo tenemos que comparar el exponencial creciente en las acciones de Netflix con la rotunda caída casi en picada de una de las empresas de cine más grande del mundo como lo es Cinemark. Es como si la primera le robara toda la energía vital, como un vampiro de clientes que están secando fuertemente a la segunda.

Uno de los principales problemas que se denotan en este mercado es que, para los usuarios de Netflix, es relativamente sencillo adquirir el producto

Entonces, por precio y comodidad, la gente prefiere quedarse en su casa para ver una película o mejor aún, una serie. El problema para empresas como Cinemark o cualquier otra que se dedique a la distribución de películas por manera física, solo creció con el aumento de la tecnología en cuestión de televisores. Hoy en día tenemos televisores inteligentes que permiten instalar Netflix en ellos y que además tienen una excelente resolución y tamaño, y esto, cada vez mejora más. Cada vez tenemos televisores mejores, con mejor resolución, mejor imagen y más grandes, pero lo más importante, que están siendo cada vez más asequibles a todas las personas, porque, por experiencia propia, he visto familias con no muy buena situación financiera teniendo un televisor inteligente LG de 50”.

Es como si hubiese una pequeña relación de mutualismo entre Netflix y empresas electrónicas como LG, Samsung o Sony, ya que ambos se benefician del otro mientras se tumba una empresa casi icónica en todos los países.

Pero, aun así, no me malinterpreten. Si, el cine esta en tendencia a desaparecer, lo cual me parece bastante triste, pero es algo inevitable para el nuevo mundo que se avecina, pero honestamente pienso que le faltaría mucho por desaparecer, ya que, los cines han influido muchísimo en lo que es nuestra cultura como ciudadanos. Es un punto de reunión, una manera de encontrarse con amigos y disfrutar de intereses comunes, incluso es una forma romántica de estar con tu pareja. Por cosas como esta creo que, aunque eventualmente desaparecerá, le tomara mucho tiempo salir de nuestras vidas por el impacto social que este representa para nosotros y, aun teniendo la ventaja de los estrenos mundiales, puede pelear un poco contra los titanes de distribución y visualización de películas y series como actualmente lo serian Netflix y Amazon. Pero cuando tengamos estrenos importantes en estas dos plataformas posiblemente decaiga mucho la otra industria, y bueno, no estamos lejos de eso, ya que Netflix se ha convertido en una empresa tan grande que tiene estrenos exclusivos producidos por su mismo equipo en su plataforma.

Por otro lado, y quiero aclarar esto, es que lo que desaparecerá son los cines como tal, el espacio físico donde nos reunimos a ver películas, eso es lo que desaparecerá pronto, pero, lo que es la industria cinematográfica de entretenimiento pienso que subirá a la par de las otras empresas para suplir la demanda tan exagerada de filmes para ver.

Sin duda, un interesante episodio en nuestra historia y pueden pasar cosas muy interesantes en los años que vienen. ¿Deberíamos esperar una respuesta concisa a la competencia? o ¿Solo veremos como otro campo de mercado desaparece lentamente?

El aumento de la tecnología y el compartir cosas casi instantáneamente dentro de la internet les ha puesto una muy dura competencia a estos recintos


Sobre esta noticia

Autor:
Ivan Betancourt (4 noticias)
Visitas:
27
Tipo:
Opinión
Licencia:
Distribución gratuita
¿Problemas con esta noticia?
×
Denunciar esta noticia por

Denunciar

Comentarios

Aún no hay comentarios en esta noticia.